Comer en Ezcaray

El municipio de Ezacaray también es conocido por su rica gastronomía y la gran calidad de sus productos. Entre la gran variedad de bares y restaurantes de la zona se respira una profunda tradición en sus comidas, con opciones culinarias para todos los gustos y bolsillos. Un lugar disfrutar de recetas con alma tradicional y regional de la zona de La Rioja, actualizados y convertidos en platos contemporáneos y de alta cocina.

Una experiencia para el paladar

Los habitantes de Ezacaray tienen muy arraigada la cultura del pincho, así como de los típicos platos riojanos como las famosas “patatas a la riojana” o “los caparrones”, una receta de alubias rojas muy populares en los meses más fríos del año. La gastronomía de Ezcaray basa su éxito en la calidad de sus materias primas, como las excelentes carnes de ternera, la miel casera, las nueces o las setas recogidas en los montes durante los meses de noviembre.

 

Ezcaray cuenta con restaurantes tradicionales y familiares de gran hospitalidad y en muchos casos, negocios familiares que se han ido pasando de generación en generación renovando las recetas más tradicionales en sabrosos platos de autor. Gran ejemplo de ello es el Restaurante El Portal del Echaurren, al mando de Francis Paniego, ganador de varios premios gastronómicos de gran prestigio, entre los que cuenta con dos estrellas Michelín. Sus platos más famosos beben de las recetas tradicionales que le enseñó su madre tales como las croquetas, el potaje de garbanzo, o las patas de cordero a los que Francis les ha dado un toque renovado y de vanguardia.

La gastronomía de Ezcaray basa su éxito en la calidad de sus materias primas

La Rioja, una tierra de vinos

Como no podía ser de otra manera, al ser un municipio perteneciente a la Comunidad de La Rioja, Ezcaray cuenta también con una gran tradición del vino y la bodega. Los platos de sus casas y restaurante se maridan con exquisitos vinos de La Rioja con denominación de origen conocidos alrededor de todo el mundo. Una experiencia única para los amantes del turismo gastronómico, de la cultura del vino o simplemente del buen comer.